author image

Ignacio Beamonte

Divulgador y Asesor de salud con más de 40 años de experiencia.

  • Lun a Sáb 9a.m. a 7p.m. | Dom 12a.m. a 4p.m.

Tel.

(646) 176-1005 y 176-1040

Dirección

Ave. Espinoza #313, Col. Obrera. CP 22830

Archivos de etiquetas: Trigo

Trastornos de conducta por leche y trigo 

La dieta sin gluten y caseína es fundamental para mejorar la calidad de vida de los niños afectados, como Autistas e Hiperactivos. 

¿Por qué retirar la leche y el trigo? 

Todos sabemos que “somos lo que comemos”; pero aún más: somos lo que comemos, y como lo procesamos, asimilamos y excretamos. No sólo importa lo que entra por la boca, sino qué sucede con lo que entra. 

Para asimilarse, los nutrientes deben descomponerse gradualmente hasta pasar por el intestino al torrente sanguíneo. 

El 90% de los niños autistas e hiperactivos deficiencias enzimáticas que impiden desdoblar bien las proteínas, en especial, de la leche (caseína) y del trigo (gluten), ambas causantes de conductas 

inapropiadas de los niños. 

Las proteínas son un collar que para ser útil debemos “desbaratar” en cuentas sueltas (aminoácidos). Un autista o TDAH no puede hacerlo; las “desbarata” parcialmente en PÉPTIDOS, lo que agravado porque la Candidiasis y la falta de lactancia materna hacen al intestino permeable, estos péptidos se filtran hacia el torrente sanguíneo afectando el cuerpo y el cerebro. 

¿Por qué mi hijo se porta tan mal? 

Los péptidos de caseína (caseomorfinas), y del gluten (gliadorfinas) son similares a la morfina y provocan el efecto de una droga. 

Esto provoca adicción a estos alimentos, y muchos padres ven que sus hijos solo quieren comer leche, pan, pizza, galletas, queso, yogurt, etc. 

Las conductas autistas se presentan también en personas adictas a drogas opiáceas, porque estas afectan los órganos de los sentidos, haciendo que sientan de más o de menos: 

En autistas: 

Tacto 

De menos: conductas auto-agresivas, auto-mordidas, golpearse la cabeza. Incluso sacarse un ojo sin sentir dolor. 

De más: sienten “dolor” al peinarlos, o cortarles las uñas; no soportan el roce de la ropa (muchos se desvisten), calcetines y zapatos. 

Vista 

De menos: se pegan a la TV; obsesiona ver por la ventana. 

De más: se esconden bajo una mesa o dentro del closet. Se pican los ojos, se fascinan con objetos luminosos o en movimiento, sienten miedo en lugares oscuros y desniveles. 

Oído 

De más: se tapan los oídos. No soportan lugares ruidosos ni aglomeraciones. 

De menos: serán ruidosos y gritarán, les gustarán lugares con eco o que amplifiquen sus gritos. 

Gusto y olfato 

De menos: se ensalivan continuamente, son capaces de probar o comer “cualquier cosa” como embarrarse o jugar con excremento. 

De más, serán selectivos con alimentos, sólo comerán 2-3 opciones. 

En TDAH, se presentan desordenes sensoriales: 

Táctil: No tolerar etiquetas de la ropa. Usan las prendas equivocadas; se quitan calcetines o zapatos; caminan de puntitas; caminan mucho; les disgusta cortes de uñas y pelo, que les cepillen los dientes, etc. 

Auditivas: Escuchan muy fuerte el radio-TV, presentan atraso de lenguaje, no soportan el ruido de aspiradora, etc. 

Visuales: Se acercan los objetos, temen lugares oscuros, prenden y apagan la luz. 

Gustativas y olfatorias: selectivos con los alimentos, les molestan olores que otros pasan desapercibidos. 

Además de estos trastornos, los péptidos opioides incrementan la hiperactividad, la impulsividad y conductas agresivas, lo que les impide estar atentos y aprender. 

¿Cómo sustituyo la leche y el pan? 

Se pueden usar “Leches” de linaza, almendra, arroz, o coco. 

En cuanto al gluten, hay que usar maíz, amaranto, garbanzo, tapioca, yuca, arroz, quinoa, mijo, entre otros. 

Hay que saber que algunos niños se mostrarán inquietos por el síndrome de abstinencia -similar al que se sufre en la desintoxicación de una droga. 

Gluten 

De la panza de bollito al daño cerebral

Antes era la “Panza de Chelero” o “Pulquero”, pero ahora es la del “Panadero”. 

Se publicó en la Journal of Nutritional Biochemistry la confirmación de efectos nocivos del gluten. 

La simpática pancita surge por exceso de gluten. Si este se elimina, se reducen la obesidad y el síndrome metabólico -precursores de diabetes y problemas cardiovasculares. 

Y sin importar el contenido de calorías, el solo consumir trigo aporta gluten, que altera las glándulas y el metabolismo para aumentar el peso. 

El experimento usó dos grupos de ratas con dietas altas en grasas, pero uno con gluten y el otro sin gluten. El grupo sin gluten perdió peso sin excretar grasa. Esto pone en duda a las dietas “fat-free”. 

Por ello se recomienda evitar el gluten del trigo a los gorditos, pre-diabéticos, con síndrome metabólico o que sufren colon irritable. 

¿Cómo el pan se volvió una amenaza? 

Porque el trigo actual no es el original; es un híbrido diseñado genéticamente para resistir hongos, crecer rápido, y ajustarse a la industria de la panificación. Por ello contiene 50% de gluten (contra 5% de hace 60 años), para satisfacer las necesidades industriales y comerciales por encima de la salud. 

Pero fortaleció otro segmento industrial y comercial: consulta y medicamentos. 

Encima, al blanquear la harina artificialmente y agregarle “mejoradores” -a menudo tóxicos- y amasarla violentamente, las hogazas pudieron ser horneadas, enfriadas y empacadas en pocas horas, produciendo alimentos baratos e insanos para muchos, pero grandes utilidades para pocos. 

Pero esto empieza a cambiar: Ya existe pan sin Bromuros (daña la tiroides), pan de masa agria (fermentación y levado natural), y panes sin trigo. 

Gluten: daño cerebral y ataxia 

Para rematar, ahora resulta que daña el cerebro según el Center for Peripheral Neuropathy. 

La Gluten Free Society denomina al gluten: “Neurotoxina Potencial”, ya que puede ocasionar desde mareo hasta entumecimiento de extremidades. 

Un 10% de Celiacos desarrollan síntomas neurológicos como Ataxia (movimientos espasmódicos y andar extraño) por sensibilidad al gluten, con síntomas como: 

  • Dificultad para concentrarse 
  • Pérdida del equilibrio 
  • Caídas frecuentes 
  • Alteración de la vista 
  • Dificultad para caminar 
  • Condición temblorosa 
  • Dificultad para calcular distancias 

Comer gluten puede disparar reacciones auto-inmunológicas: el cuerpo ataca al gluten como si fuera virus, dañando los intestinos y la absorción de nutrientes, creando deficiencias nutricionales. Y si la sola deficiencia de vitaminas puede producir Ataxia, también se sospecha que algo en el cerebro parecido al gluten resulte atacado por los anticuerpos. Pero comer gluten empeora los síntomas de Ataxia (Journal of Neurology, Neurosurgery, and Psychiatry). 

Tratamiento 

Todo el Grupo Sanguíneo O es intolerante al gluten. 

Se recomienda eliminar TODO el gluten por al menos 1 mes, y reintroducirlo luego para observar las reacciones. 

Una vez establecida la intolerancia, el único tratamiento es la abstinencia total. Pero afortunadamente hay ya muchas alternativas en panadería, pastas, cereales, pancakes, y sazonadores.